Realineamiento de la conferencia: Bill Knight busca llamadas en frío para Oregon como Pac-12, Big 12, ACC Seek Lifelines

El impacto real de esta última ronda de reestructuración de la conferencia es la imagen de una de las figuras deportivas más poderosas del mundo «trabajando por teléfono». Esta semana, una fuente describió el alcance de la frustración de Bill Knight.

Un genio del marketing, filántropo, filántropo y multimillonario, Shoe Dog está utilizando todos sus recursos para encontrar un hogar para Oregón, donde Knight ha creado una de las marcas deportivas universitarias más reconocidas durante su mandato en Nike. Imperio.

Knight se ha reducido a un vendedor telefónico de llamadas en frío. Y es un triste estado de cosas.

La migración Big Ten de USC y UCLA en 2024 lo logró. La semana pasada, se nos recordó una vez más la naturaleza despiadada de este sistema.

El Pac-12 puede o no sobrevivir, pero después de perder dos de sus principales programas, cambió para siempre. Si bien el Big 12 se encuentra en su cuarta ronda de realineamiento desde 2010, es un recordatorio de que el ACC está luchando por mantener sus mejores equipos.

Vemos la convergencia de las mejores marcas del juego en tiempo real. Todo lo demás perece. Cuando Knight se reduce a la marcación rápida para salvar a sus patos, lleva la exclusión potencial a otro nivel.

Es posible que lo hayas notado: la SEC y Big Ten están a una Notre Dame (o más) de distancia de su propia arena de playoffs. No necesitan que los Fighting Irish decidan de nuevo si unirse a una conferencia después de 130 años de independencia.

Lo que ve es que el acceso y la relevancia se están desvaneciendo para todos menos para la élite, y para aquellos que tienen la suerte de estar en sus conferencias. Algunas escuelas ACC están locas. Parecen estar $ 50 millones por año detrás de la SEC y Big Ten en tarifas anuales de franquicia.

Dados los derechos férreos de la liga, que mantienen a las escuelas en la conferencia hasta 2036, podría costar $500 millones por escuela dejar el ACC, dijo una fuente de la industria. Puedes comprar muchos entrenadores superestrellas, coordinadores de $ 1 millón, instalaciones y helicópteros de botín. Ese tipo de dinero.

Algunos han cambiado a bombas de presión. ¿Harán una diferencia? ¿Se puede mantener el ritmo actual de gasto?

Una fuente de un programa de fútbol de alto nivel dice que los donantes han sido expulsados.

READ  Los manifestantes asediaron al presidente de Sri Lanka, que huyó a las Maldivas, y la oficina del primer ministro.

Pronto, la SEC y Big Ten pueden decidir flexibilizarse financiando 95 becas en lugar de las 85 actuales. Algunos pueden continuar fuera de las dos primeras conferencias, pero ¿a qué costo?

El liderazgo y el pensamiento de los cuatro nuevos comisionados de Power Five, designados desde 2020, es más diverso que antes.

La semana pasada, CBS Sports presentó Una serie de tres partes sobre el futuro del fútbol universitario. ¿Uno de los resultados? 130 escuelas de FBS se separarán de la NCAA, posiblemente pronto.

Ahora, ese número parece pequeño y peligroso. Tal vez 50-80 haga el corte. Puedes ver por qué Knight está sudando.

Esto siempre tiene que pasar. La gente se sorprendió cuando la SEC agregó Arkansas y Carolina del Sur en 1991. Como Big Ten, que agregó Penn State en 1990. La Southwest Conference fue relegada automáticamente debido a múltiples violaciones de la NCAA. The Big 12 apareció en 1996 y luego casi se derrumbó. Solo quedan seis miembros originales (Baylor, Estado de Iowa, Kansas, Estado de Kansas, Estado de Oklahoma, Texas Tech). La Big East Football Conference terminó en 2013 cuando fue reformada.

Ahora, la SEC y Big Ten nunca han tenido una colección de marcas en la cima del juego como las reunidas en esas conferencias.

Todo lo que queda es la carrera loca de otras grandes conferencias para ponerse al día con las grandes marcas restantes. Ninguna otra conferencia puede poner sobre la mesa lo que la SEC y Big Ten harán para 2024-25. La batalla ahora es ver si uno o más de ACC, Big 12 y Pac-12 pueden reunir suficientes programas significativos para evitar que SEC y Big Ten hagan una carrera creíble en los playoffs.

Y eso nos lleva de vuelta a la llamada en frío de Knight. Y eso está sucediendo en un mundo donde Oregón y Washington podrían irse sin la oportunidad de competir por campeonatos nacionales. Un mundo que ahora no piensa en volar jugadores de voleibol a través de cuatro zonas horarias para jugar partidos. Un mundo que ha despojado a dos conferencias Power Five de sus almas en veranos consecutivos.

Oregón y Washington son dos de los mejores programas de fútbol «en el juego» Pac-12 se ha reducido a 10 equipos; Sin embargo, hay una razón por la que no se consideraron importantes en la reconstrucción. Fuentes de la industria dicen que no aporta suficiente valor a los Diez Grandes ($80 millones-$100 millones por año). Las escuelas Pac-12 más notables para Big 12 son las llamadas «Cuatro esquinas»: Arizona, Estado de Arizona, Colorado, Utah.

READ  SpaceX lanza ahora 10 cohetes a cada uno de su principal competidor

Según Big 12, consultores de derechos televisivos, las dos consideraciones más importantes para la expansión son la marca y la geografía. La geografía empujó a Oregón y Washington a los márgenes. (Arizona y Arizona, etc. no significan «marcas».)

Si los 12 grandes se expanden, no será necesariamente por dinero, sino por supervivencia y relevancia. Una fuente de la industria de alto perfil calificó la diferencia entre un Big 12 expandido o Pac-12 como un «lanzamiento de moneda». Piense en el motivo de la expansión de esta manera: ¿Podemos hacer una eliminatoria creíble sin permitir que Oregón y Washington compitan por un lugar?

ESPN respondió esa pregunta el verano pasado cuando no pensó en tirar los 12 grandes al montón de chatarra cuando Texas y Oklahoma se mudaron a la SEC.

La cadena nos decía implícitamente que el mundo no se acabaría si no era probable que jugadores como Oklahoma State, Iowa State y TCU terminaran entre los cuatro primeros de la eliminatoria de fútbol americano universitario. La pregunta fue respondida aún más la semana pasada cuando el Pac-12 fue dejado de lado.

Las calificaciones son importantes. Importan más cuando 9-3 Oklahoma de la SEC tiene más posibilidades de llegar a los playoffs que 12-1 Oklahoma State de los 12 grandes.

Una fuente de la industria dice que Oregón y Washington son «preadolescentes» en la reestructuración. Ciertamente no son USC y UCLA en términos de marca y marketing, pero tampoco son Arizona y el estado de Arizona. Eso es lo que ha revelado la revisión: las cosas reales que hacen que el fútbol universitario sea relevante para las únicas personas que importan (ejecutivos de televisión, programadores, anunciantes) están siendo expuestas con detalles cada vez más específicos.

Sin Oregon y Washington, el Pac-12 podría desmoronarse. Con ellos, no importa.

Notas de reorganización de la conferencia.

El próximo punto focal importante es el Big Ten que anuncia su nuevo acuerdo televisivo de mil millones de dólares. Podría llegar como una gala, tal vez como un lanzamiento en los medios de comunicación de la liga a finales de este mes. El Big Ten puede expandirse. No importa, porque Notre Dame tiene el tiempo y la influencia de su lado. Si el dinero es demasiado grande para rechazarlo y/o el acceso a los playoffs es demasiado difícil de sostener, podría unirse al Big Ten.

READ  Las acciones de chips caen cuando los futuros de S&P 500 y Nasdaq caen el martes

Cualquier decisión de reestructurar esta ronda, dejando el nuevo Big 12 por completo, es una victoria para la liga.. Los 12 equipos actuales avanzarán hasta 2025, lo cual es genial. El peor revés del Pac-12 es una especie de fusión híbrida con Mountain West. Es el único CFP que queda para dos potencias del fútbol en Oregón y Washington.

Una fusión entre Big 12 y Pac-12 es posible, pero… Una fuente le dijo a CBS Sports que el proceso de finalización de su membresía, al menos del lado de los 12 grandes, podría completarse en semanas, no en meses.

De las cuatro nuevas escuelas Big 12 (BYU, Cincinnati, Houston, UCF), tres son estadounidenses. Esa es parte de la historia que rodea la trayectoria del Pac-12 cuando la liga salió al mercado a principios de esta semana por sus derechos televisivos. ¿Por qué querrías ir a una conferencia con una cuarta parte de los miembros de los cinco grupos? ¿Por qué arriesgar la historia y la tradición del Pac-12 de estabilidad de «un minuto»?

¿Por qué realmente? El Pac-12 se comercializará a ESPN y Fox con 10 equipos que no tienen lealtad entre sí. The Big 12 ya está dando vueltas, listo para sacar miembros de la costa oeste. Pero los titulares de derechos ya se están preguntando: ¿Por qué estamos pujando? ¿Qué escuelas van a estar allí?

Clemson, Estado de Florida, Miami, Carolina del Norte y Virginia del ACC Han sido mencionados como posibles compañeros de baile de reunión, pero al menos están en una convención con un acuerdo de televisión. También revela otra realidad: realmente es una lucha en este momento. Las súper conferencias están aquí y no se irán a ningún lado. Inserte Notre Dame y Stamford (como socio de NT), Clemson y Florida State o Miami. De repente, un desempate de dos conferencias se hace realidad. Todo lo demás es probablemente un desagradable grupo de seis o siete. En ese momento, una nueva subdivisión haciendo sus propios playoffs era la jugada obvia. Dinero – no el mas grande Dinero – será.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.